Holiday Hours
Quick Start for:

Contacte a: Allen Spelce
o
R.J. DeSilva
512–463–4070

Comunicados de Prensa de Contralora Susan Combs

Para publicación inmediata
4 de febrero de 2009

Contralora Susan Combs Dice que la Futura Escasez de
Agua Amenaza el Estilo de Vida en Texas

(AUSTIN) – Desarrollar y proteger nuestros recursos para el agua es uno de los asuntos a largo plazo más importantes que enfrenta Texas dijo hoy la Contralora de Texas Susan Combs. Es esencial procurar y mantener adecuados y confiables recursos de agua potable para proteger la salud de los ciudadanos de Texas y la solidez de la economía estatal.

“Para el año 2060, Texas podría tener una población de más de 46 millones de personas y la demanda para el agua aumentará por un 27 por ciento aproximadamente,” dijo Combs. “De acuerdo a la Junta para el Desarrollo del Agua en Texas (Texas Water Development Board) el fracaso en cumplir con esta demanda podría costarle a las empresas y a los trabajadores del estado casi $9.1 mil millones anuales para el 2010 y $98.4 mil millones anuales para el 2060.”

El estado puede perder $466 millones en rentas por los impuestos en el 2010 y hasta $5.4 mil millones para el 2060 debido a la disminución en la actividad comercial ocasionada por la insuficiencia de agua.

En adición al crecimiento de la población, la vulnerabilidad de Texas para las sequías hace de la planificación a largo plazo de los recursos para el agua un asunto imperativo y difícil, dijo Combs. Cada una de las varias sequías de uno o dos años de duración que ocurrieron en Texas durante la pasada década ha costado a los productores y al comercio agrícola de $1 mil millón a $4 mil millones anualmente.

Combs publicó un nuevo informe, Liquid Assets: The State of Texas’ Water Resources, el cual examina los actuales y futuros recursos de agua, las barreras prácticas y políticas que enfrentan los planificadores locales y estatales y los planificadores del estado para el agua así como los posibles mecanismos para el financiamiento que podrían ser utilizados en el desarrollo de los recursos del agua en Texas. El informe también examina el progreso de los 16 grupos regionales de planificación de Texas y las dificultades que esos grupos enfrentan con dichos los recursos del agua.

El agua subterránea proporciona el 59 por ciento del agua potable disponible en Texas, el agua de la superficie proporciona casi el 40 por ciento y el sobrante 1 por ciento se compone de una combinación de agua subterránea usada y agua de la superficie. Ambos recursos se encuentran en estado de disminución—la subterránea debido a la alta producción y la de la superficie debido a la acumulación del sedimento en las represas. Liquid Assets: The State of Texas’ Water Resources indica que actualmente Texas no tiene suficiente agua para cumplir con las calculadas futuras necesidades. Sin una nueva administración y medidas de conservación, en el evento de una sequía puede aumentar la demanda del agua de 3.7 millones en acre-pies en el 2010 a 8.8 millones en acre-pies en el 2060. En caso de que ocurra la peor sequía conocida en la historia, hasta el 85 por ciento de la población en el 2060 podría sentir la escasez de agua.

En el 1997, la legislatura de Texas estableció un minucioso proceso de planificación por el cual los 16 grupos regionales de planificación trabajan con la Junta para el Desarrollo del Agua en la evaluación de las futuras necesidades para el agua en sus distintas regiones individuales, proponen soluciones y calculan los costos, culminando así con un plan estatal que será se actualizado cada cinco años. Este enfoque de abajo hacia arriba permite el máximo aporte de los usuarios afectados locales tales como la agricultura, industria, ciudades, y las empresas de servicio público de agua y electricidad.

El actual plan del estado, State Water Plan, adoptado en el 2007 por la Junta para el Desarrollo del Agua incluye $30.7 mil millones en propuestos proyectos. Los proyectos del agua son financiados por una combinación de fondos locales y estatales. Durante los últimos cuatro años, el fondos estatales han financiado aproximadamente el 2 por ciento. En el año fiscal 2008 el estado proporcionó $137.9 millones. Las ciudades y otras jurisdicciones locales dicen que el estado necesitará proporcionar $2.4 mil millones para el 2060 para asistir con el inicio esencial de los más grandes proyectos en las comunidades de todo Texas. Y, la Junta para el Desarrollo del Agua calculó recientemente que la cantidad necesaria de parte del estado para dichos proyectos podría aumentar a $16.6 mil millones con el plan estatal del agua en el 2010.

Para cumplir con las crecientes necesidades de Texas, Liquid Assets: The State of Texas’ Water Resources indica que los funcionarios deben considerar un fondo dedicado únicamente al desarrollo de los recursos para el agua. Algunas de las opciones examinadas por el Comité Conjunto para el Financiamiento Estatal del Agua (Joint Committee on State Water Funding) en la legislatura incluye un impuesto sobre la venta para los servicios de agua y alcantarillado que actualmente son exentos de impuestos y proporcionados por los sistemas públicos que suplen el agua. Opciones adicionales envuelven una cuota facturada a los clientes para el desarrollo y conservación del agua; aumentar la cuota sobre los derechos para utilizar los recursos del agua; una cuota por la conexión del agua corriente y un impuesto sobre la venta de agua en botella. Para asegurar que el estado obtenga el mayor beneficio económico y que cumpla con las necesidades de agua para todos los tejanos, Liquid Assets: The State of Texas’ Water Resources recomienda examinar el asunto de la conservación del agua para asegurar que todas las comunidades se esfuerzan en conversar los actuales recursos de agua y que aumente la supervisión y responsabilidad para asegurar que los fondos sean distribuidos solamente a proyectos que sean en realidad necesarios.

Liquid Assets: The State of Texas’ Water Resources recomienda que los funcionarios que consideran las propuestas para el financiamiento de los proyectos para el agua intenten mantener el equilibrio en los siguientes criterios:

  • Adecuación—el mecanismo de financiamiento debe ser suficiente para cubrir los costos identificados sin ser una carga para aquellos que pagan las cuotas.
  • Igualdad—el costo de los proyectos de agua deben ser divididos entre los usuarios en proporción a sus demandas para el agua.
  • Especificación—los fondos recaudados para los proyectos del desarrollo de agua no deben ser desviados a otros proyectos.
  • Economía—el plan debe ser sensitivo a la habilidad de los usuarios para pagar ya que cierto nivel de uso no es discrecional.
  • Simpleza—el plan deber ser fácil de administrar y seguir.
  • Conservación—el sistema de financiamiento debe animar la conservación y disuadir el uso ineficiente del agua.

“Asegurar los confiables recursos de agua para el futuro y mantener el equilibrio de esos recursos adecuadamente entre las áreas rurales y urbanas y entre los sectores agrícolas e industriales y los usuarios que generan electricidad es el actual reto,” dice Combs. “Los legisladores estatales y locales deben también considerar el impacto económico de nuevas regulaciones que afectan los derechos de los propietarios privados para las aguas bajo sus terrenos. Pueden utilizar este informe como una herramienta para ayudarles a mantener una sólida y prudente política para el agua en el estado.”

Puede encontrar Liquid Assets: The State of Texas’ Water Resources en el sitio Web de la Contralora www.window.state.tx.us/specialrpt/water.

–30–

@Your Service: inscríbase para importantes e-mails que contienen actualizaciones de las noticias de la Contralora y otros temas de interés en www.window.state.tx.us/subscribe

Required Plug-ins